El seguro de salud: Principales ventajas

Seguro de salud

¿Eres de los que se plantea seriamente la contratación de un seguro de salud?

Se trata, sin lugar a dudas, de una de las alternativas más recomendables en la actualidad para proteger la propia salud, pero también la de nuestra familia. ¿Quieres conocer sus puntos básicos o cuáles son las ventajas más importantes de esta modalidad? ¡No te pierdas este post!

Lo primero que hay que tener presente es que la sanidad privada aparece como una alternativa y a la vez un complemento a la sanidad pública que permite evitar la masificación, las listas de espera y los retrasos que se padecen en la sanidad pública en los últimos años. Todo ello unido a ciertas inseguridades en la actualidad, como por ejemplo los copagos, las reducciones de plantilla o los aumentos de los tiempos de espera para especialistas.

En esta situación, el seguro de salud privado ofrece una posibilidad de simplificar todas estas esperas. Una solución para disponer de una atención sanitaria especializada rápida y eficaz en el menor tiempo posible y sin la necesidad de soportar extensas esperas.

Son varias las ventajas de tener un seguro de salud, teniendo cada una la importancia que le confiera el propio usuario. Así, algunos primarán la agilidad del servicio, mientras que otros lo harán por la posibilidad de contar con toda clase de especialistas.

Ventajas del seguro de salud

¿Quieres saber cuáles son las más importantes? Te las presentamos:

  • Rapidez y agilidad: Con un seguro de salud privado, los tiempos de espera para pruebas diagnósticas y resultados es muchísimo menor, situándose sobre los 8 días de media desde la prescripción a tener realizada la prueba, mientras que en la sanidad pública se suele alargar hasta más allá de los 47.
  • Urgencias: Otra gran ventaja. La posibilidad de contar con servicios de urgencias y atenciones especializadas sin largos periodos en sala de espera ni masificaciones. Escoges hospital y acudes sin esperar autorización de nadie.
  • Hospitalización: Disponiendo de una póliza de esta clase, es posible poder elegir en qué centro quieres ser atendido o ingresado, en caso de necesidad, tanto tú, como cualquier miembro de tu familia que esté asegurado. Además, se disfrutará de comodidad y privacidad en la habitación.
  • Asistencia especializada: Gracias a un seguro de salud privado, es posible acceder a un gran número de especialidades sin necesidad de pasar por el médico de cabecera. Con esta medida ahorras gestión y sobre todo tiempos de espera entre visita y visita.
  • Cobertura nacional e internacional: Independientemente de la ciudad en la que se contrate la póliza, será posible acceder a centros en todo el territorio nacional y gozando siempre de gran rapidez en ser atendido. Además, con un seguro de esta clase, podrás ser atendido allí donde te encuentres sin ningún coste adicional, llegando incluso a cubrir repatriaciones urgentes desde el extranjero pues incorporan garantías de asistencia en viaje para toda la familia.

Consejos seguro de salud